La Plaza de la Puerta Cerrada

Plaza Puerta Cerrada, toma hacia el Oeste

La Plaza de la Puerta Cerrada

En el corazón del casco antiguo de Madrid, está la Plaza de Puerta Cerrada, que toma su nombre por una de las puertas de la desaparecida muralla cristiana, que estuvo emplazada aquí durante la Edad Media.

La entrada a Madrid por esta puerta, que llevaba al viajero hasta la Plaza de Arrabal (actual Plaza Mayor), estaba formada por recovecos que facilitaban el escondite a ladrones y asaltantes, por lo cual hubo que clausurarla. Desde entonces, se le llamó Puerta Cerrada.

Rótulo Calle de Segovia y calle Gómez de Mora.
Rótulo Calle de Segovia y Gómez de Mora.

El final del servicio de la puerta, junto con la apertura y ensanchamiento de esta plaza, ocurre en 1582 por un gran incendio que la destruyó por completo. Felipe II, después de esto, se opuso a que esta puerta fuera reconstruida, sobre todo, por la expansión y crecimiento urbano de Madrid, hacia la calle de Segovia, que dejaría la puerta en el interior de la ciudad.

Hoy día, esta plaza es amplia y permite que los locales de bares y restaurantes, habiliten sus terrazas para comer o tomar una copa al aire libre.

Plaza Puerta Cerrada hacia la Basílica San Miguel.
Plaza Puerta Cerrada hacia la Basílica San Miguel.
Tags:, , , , , , , , , , , , , , ,

Post Discussion

Be the first to comment “La Plaza de la Puerta Cerrada”